▶ Escurreplatos Plastico Grande

 

Un escurreplatos plastico grande es un elemento esencial en la cocina, pero a menudo se pasa por alto. Pero conseguir el escurreplatos adecuado puede ser un reto engañoso. En especial en el momento en que se tiene una cocina pequeña y un espacio limitado en la encimera.

 

Entonces, ¿qué hay que buscar en este escurreplatos plastico grande imprescindible de la cocina? Bueno, en primer lugar, hay opciones para emplear sobre una zona de escurrido que existe, pero hemos incluido algunas opciones estupendas si su fregadero no posee tabla de secado. Ahora, tienes que tener en cuenta si vas a dejar su novedosa rejilla de secado al lado del fregadero o quieres una que se pliegue. Si es lo primero, el aspecto es una cuenta importante.

Si vives solo o con tu pareja, probablemente poseas menos platos que lavar. En ese caso, un escurridor de platos mucho más pequeño será suficiente. Sin embargo, si se trata de una familia, deberías comprar un escurreplatos grande en el que quepan de manera cómoda varios platos, tazas y cubiertos. Ciertos escurreplatos también proponen un espacio para secar ollas y sartenes.

Si tienes ranuras al lado de tu fregadero, probablemente no necesites un sistema de desagüe. Puedes colocar el escurridor de platos junto al fregadero y dejar que el agua gotee en las ranuras y se mueva hacia el fregadero. Si tienes un espacio liso en la encimera a los dos lados del fregadero, conviértete en con un escurridor con sistema de desagüe. De este modo evitarás que se forme un lío de agua en la encimera, que puede dañarla.

 

Para aquellos a los que les agrada que su cocina parezca una salón de exposiciones, un escurreplatos plegable le dejará fingir que la colada jamás existió en el momento en que se haya secado. Además de esto, los plegables son menos propensos a la acumulación de cal o mugre, en tanto que no quedan con agua estancada tras guardar la vajilla.

Debes buscar un escurreplatos plastico grande que sea duradero, simple de adecentar y que requiera poco mantenimiento. Además de esto, no debería oxidarse, descolorarse o deformarse transcurrido un tiempo. Los escurreplatos de plástico tienden a ser mucho más baratos, pero de forma frecuente son mucho más endebles y no duran bastante.